Oferta en Hoteles de Cuenca

Objeto de burlas por parte de los ignorantes, Cuenca posee un rico patrimonio en todos los sentidos. Los hoteles de Cuenca, sus museos, actividades y ubicación única, nos muestran un destino turístico que hay que descubrir y respetar.

Qué visitar en Cuenca

Una ciudad Patrimonio de la Humanidad es difícil de ver con rapidez. No obstante, te recomiendo lo que todo el mundo coincide: empezar desde el puente de San Pablo, para ver el famoso acantilado y las Casas Colgantes. Posiblemente desde el S. XV, la única todavía visitable es la que hace de Museo de Arte Abstracto hoy (con obras de Tapiès, Sempere o Chillida). Antes de la plaza mayor, se encuentran los llamados Rascacielos de San Martín, del barrio del mismo nombre. Si la parte delantera son cuatro plantas a lo sumo, las posteriores podían tener hasta once.


Oferta de hoteles baratos en Cuenca

No se debe tardar en llegar a la Catedral de Cuenca dedicada a Santa María y San Julián, y cuya fachada sigue siendo una de las más excepcionales del ya de por sí excepcional arte religioso español, en un bello neogótico obra de Lampérez en el S. XIX, no completa, con ese aspecto infinito de inacabado. El románico deja ligeramente paso a ese estilo gótico que empieza a entrar en España vía Francia. La influencia normanda es muy destacada, así como en otras zonas interiores como el claustro, reformado posteriormente por los grandes arquitectos Juan de
Herrera y Andrés de Vandelvira. Ventura Rodríguez también participaría en otras zonas en el S. XVIII, dejando claro que las mejores manos han trabajado en ella desde el S. XII. Las casas coloridas a un lado de la catedral dan un toque excéntrico, pero hermosísimo, a una catedral y ubicación sencillamente espectaculares.

Muchas más sorpresas y miradores te esperan si haces un poco de “callejeo” por esta zona y alrededores, y en donde desde antiguas edificaciones señoriales a casas otra vez pintadas con osadía, no pararon de aparecer a nuestro paso.


Oferta de hoteles baratos en Cuenca

Si se sigue desde aquí a la Plaza de la Merced encontramos el Museo de las Ciencias de Castilla-La Mancha y luego algunas edificaciones como la de San Julián, del S. XVIII, o la Torre de Mangana. Esta última, iniciada en el S. XVI aunque ya algo transformada, pues pasó por diferentes etapas, especialmente tras la caída de un rayo o las masacres, no solo humanas, que llevaron a cabo lo ejércitos franceses en el S. XIX. Lo más destacado ahora es su estilo neomudéjar, siendo los últimos toques bien avanzado el siglo XX. Su quietud y pacífica ubicación, solitaria frente a las espectaculares vistas, la hacen un
monumento único.

Aunque ya te he nombrado algunos museos, me gustaría terminar recomendándote el de la Semana Santa, el Espacio Torner en la antigua iglesia de San Pablo y el Arqueológico, en la Casa Curato, donde numerosas piezas, lo mismo romanas que prehistóricas, así como árabes y visigodas, crean un fresco de la gran historia de la ciudad.

Semana Santa de Cuenca

Contemplar Las Turbas en un soleado Viernes Santo por plena calle Palafox es contemplar siglos de historia. De Interés Turístico Internacional, no se olvida fácilmente.

Fiestas Populares en Cuenca

Como recomendable es otra fiesta ideal para escapadas de fin de semana: la de San Mateo, en donde se vienen celebrando loas a Alfonso VIII de Castilla desde la misma reconquista de la ciudad.


Oferta de hoteles baratos en Cuenca

Oferta de Hoteles en Cuenca

Las ofertas de hoteles en Cuenca demuestran que en España se dispone de una gran gama hotelera. Hoteles baratos en Cuenca que puedan ser de tu interés podrían ser el Torremangana o el NH Ciudad de Cuenca, de cuidados diseños y servicios, pero muy asequibles, como en general todos los de la ciudad y región.